Ruinas

Ruinas

Que tú y yo éramos como una casa. Una pequeña, de esas que tienen todo junto y revuelto. Que lo mismo estabas en la cocina que te plantabas en el salón a ver una película con palomitas. Éramos una casa desordenada pero, al fin y al cabo, una casa. Con sus cuadros en...
Como cuando te acostumbras

Como cuando te acostumbras

– ¿Sabes? Me acostumbré. Me acostumbré a su olor, a su barba de tres días. A sus camisetas con dibujos, no sé, a ese gusto por los calcetines a rayas. Pasó el tiempo y me acostumbré a que el lado izquierdo de la cama fuera mio, a agarrar la goma de sus...
El silencio

El silencio

Lo peor no es que me hayas mandado callar, sino que desde el preciso instante en el que lo has hecho, has perdido para siempre mis palabras. Esas que conforman mi esencia y mi persona, esas que, te aseguro, no vas a volver a escuchar.   Mónica Rincón Candeira Foto:...
El olor

El olor

Puedo mantenerme al margen, puedo alejarme sigilosamente de la rutina, huir sin hacer ruido y dejar que el tiempo pase.   Puedo evitar nombres, pasar de lado lugares y tratar de olvidarme de las canciones…   Pero, cuando menos me lo espero, ese olor aparece. En...
La mosca

La mosca

El calor es Madrid es horroroso. Pero vamos, no es nada nuevo, es agosto y es Madrid, no se puede esperar otra cosa. En mi casa, como en la del resto de los madrileños sin aire acondicionado, hace calor. Mucho calor. Mi único consuelo es ir a la habitación de mi...
A rabiar

A rabiar

«Hoy me he levantado pensando en ti. Llevo 16 años, 200 meses y 5000 días pensando en ti, cada décima de segundo. Me da igual si caen chuzos de punta o brilla el sol… ahí estás tú. Te juro que he intentado borrarte, he intentado borrarte pero no hay manera. Te...